El Ayuntamiento de Manresa y la UPC presentan el 22 de noviembre el proyecto de la Fábrica Nueva


La presentación tendrá lugar en el auditorio Plana de l’Om, a las 7 de la tarde. Se explicará el proyecto liderado por la UPC que tiene como ejes principales la tecnología y el conocimiento. Ya se pueden reservar las localidades.

imagen

El auditorio de la Plana de l’Om acogerá el lunes 22 de noviembre, a las 7 de la tarde, el acto de presentación del proyecto de futuro del recinto de Fàbrica Nova, después de que se haya hecho pública su adquisición por parte del Ayuntamiento de Manresa. Está previsto que el antiguo complejo fabril acoja un proyecto universitario en el que la tecnología y el conocimiento son los ejes nucleares. El proyecto está liderado por la Universidad Politécnica de Cataluña · BarcelonaTech (UPC), a través de la Escuela Politécnica Superior de Ingeniería de Manresa (EPSEM), y el Ayuntamiento de la ciudad que formalizan estos días los primeros pasos de un acuerdo de largo recorrido para desarrollar el proyecto. El acto está abierto a la ciudadanía y ya se pueden reservar localidades para asistir.

En el acto intervendrán el alcalde de Manresa, Marc Aloy Guardia; el sacerdote de la Universidad Politécnica de Cataluña, Daniel Crespo Artiaga; y el director de la EPSEM, Pere Palà Schönwälder, entre otros.

En la sesión se invitarán representantes del tejido social, económico y político del territorio, y también está abierto a la ciudadanía. Es necesario reservar previamente las localidades a través de este enlace.

El pasado viernes, 5 de noviembre, el Ayuntamiento de Manresa anunció que ha llegado un acuerdo con la propiedad de la Fábrica Nueva (InmoCaixa) para la adquisición de todas las propiedades que tiene en este antiguo complejo fabril. El acuerdo contempla la compra, por un valor de 12,3 millones de euros, de las cuatro fincas: la contenida en la nave principal (5.777 m2), el solar de la parte posterior (5.571 m2), el subsuelo (9.123) m2) y la finca que hace esquina entre la Carretera del Puente de Vilomara y la avenida Bertrand Serra (943 m2).

De potente motor económico a espacio en desuso

La Fábrica Nueva fue construida entre 1922 y 1926, fruto del empuje del empresario Eusebi Bertrand i Serra, y durante cerca de 70 años fue símbolo del progreso y la prosperidad de una ciudad con un potente tejido industrial textil. De hecho, fue uno de los recintos fabriles urbanos del mayor textil del país y, en el momento de máxima prosperidad, trabajaron más de 3.000 personas, mayoritariamente mujeres. Tras una larga crisis, la Fàbrica Nova cerró sus puertas en 1989, causando un fuerte impacto en la ciudad.

En 2000 el recinto fue adquirido, a través de subasta, por una propiedad inmobiliaria que planteó un proyecto basado en la construcción de una gran superficie comercial (se preveían 37.000 metros cuadrados de superficie terciaria, el equivalente a cuatro campos de fútbol) con galerías comerciales, salas de cine, oficinas y hoteles. Un proyecto que nunca salió adelante pese a que se hicieron reiteradas modificaciones del planeamiento urbanístico para hacerlo viable.

Ahora, después de 32 años de su cierre y de 20 años de operaciones fallidas, el Ayuntamiento de Manresa toma la iniciativa para encabezar con la UPC y de la mano de la Escuela Politécnica Superior de Manresa, un cambio de rumbo radical con el objetivo final de que la Fábrica Nueva vuelva a ser un motor de transformación de la ciudad, en este caso desde la iniciativa pública. La operación permitirá desatascar un ámbito histórico, reconducir el modelo comercial propuesto hace 20 años y poner en marcha un proyecto basado en el conocimiento y la tecnología que impactará en los barrios y en la ciudad, y que tendrá también un alcance supramunicipal.

(*22*) relacionados

  • imagen





Publicación original

El Ayuntamiento de Manresa y la UPC presentan el 22 de noviembre el proyecto de la Fábrica Nueva
Etiquetado en:                            
× +info?
A %d blogueros les gusta esto: