El Ayuntamiento de Manresa destina más de 135.000 euros este verano cubrir necesidades alimentarias y de ocio de niños


El reparto de tarjetas de alimentación permite a las familias que tienen beca de comedor del 100% adquirir alimentos durante los meses de julio, agosto y septiembre, mientras que la ampliación de los centros de verano de los centros abiertos de la ciudad permite continuar ofreciendo a las familias el apoyo socioeducativo que se da durante el resto del año, proporcionando también dos comidas diarias.

imagen

El Ayuntamiento de Manresa, a través de la Concejalía de Acción e Inclusión Social, lleva a cabo durante los meses de verano dos acciones encaminadas a cubrir necesidades alimentarias y de ocio de niños que, sin la escuela, quedaban sin beca comedor y recursos de ocio y socialización.

La primera de estas acciones es el proyecto de reparto de tarjetas de alimentación, que se lleva a cabo desde 2016 de común acuerdo con las entidades sociales de la ciudad. Se trata de unas tarjetas nominales con importe limitado para la adquisición de alimentos en un establecimiento determinado y que están activas en los meses de julio, agosto y septiembre. La ayuda se proporciona a los niños que, durante el curso, han tenido la beca de comedor del 100% o han sido complementados por el Ayuntamiento de Manresa, y que no disponen de ninguna otra ayuda de alimentos durante el verano.

Los Servicios Sociales municipales determinan los beneficiarios, hacen el control del programa y también la entrega de las tarjetas, una tarea en la que también participa Cruz Roja. Este año se han destinado 90.000 euros a las 561 tarjetas repartidas, que llegarán a beneficiar a 900 niños (100 euros por niño).

La segunda acción se centra en la ampliación de la casa de verano en los centros abiertos de la ciudad durante los meses de julio y agosto, aumentando el horario de atención hasta 4,50 horas, de 9 a 13.30 h. El objetivo es continuar ofreciendo a las familias el apoyo socioeducativo que se da durante el resto del año, y proporcionar dos comidas diarias a los 60 niños que se atienden en estos momentos en los tres centros abiertos: La Fuente (Grupo La Fuente los Curas, 11, escalera 1), Sergi Aguilera (Bernat Oller, 14-16) y La Xalesta (Grupo El Balcón, C. Comercio, 14).

Los centros están pensados ​​como un servicio de continuación de los centros abiertos municipales que ya funcionan durante el curso, y tienen por objetivo atender a niños y adolescentes en situación de riesgo, así como potenciar el aprendizaje, compensar los déficits socioeducativos que se presenten y garantizar también la cobertura de la alimentación. Durante las 4,50 horas diarias de casal se realizan diferentes actividades deportivas, de ocio y educativas.

La ampliación de la casa de verano en los centros abiertos se puede llevar a cabo gracias al afianzamiento de la Generalidad de Cataluña y el contrato con la entidad Fundación Pere Tarrés. El coste del proyecto es de 45.675 euros.

Más acción social

Por otra parte, en el ámbito del ocio, niños y jóvenes de 6 a 16 años atendidos por los Servicios Sociales municipales han podido disponer de unas becas de la Fundación Pere Tarrés y de unas becas de la Generalidad de Cataluña para disfrutar de unas colonias fuera de la ciudad.

En cuanto a la Plataforma de Alimentos, durante el mes de julio repartió también los lotes correspondientes al mes de agosto. Durante este mes de agosto el Ayuntamiento repartirá lotes de alimentos de urgencia en los casos que sea necesario.

documentos relacionados

  • imagen





Publicación original

El Ayuntamiento de Manresa destina más de 135.000 euros este verano cubrir necesidades alimentarias y de ocio de niños
Etiquetado en:                                            
× +info?
A %d blogueros les gusta esto: