Comienzan los trabajos de instalación del quiosco modernista del Arpa tras ser restaurado


La actuación en esta obra modernista, que tiene la categoría de Bien Cultural de Interés Local, ha consistido en la restauración de la parte superior del quiosco y la mejora de todos sus elementos decorativos.

imagen

El Ayuntamiento de Manresa ha iniciado hoy, en la plaza Fius y Palà, la instalación del quiosco modernista del Arpa, una vez finalizados todos los trabajos de restauración realizados con el objetivo de mejorar su estado de conservación, fuerza deteriorado debido al ataque de termitas que había dañado la base de su estructura.

Los trabajos, con un presupuesto de 31.172,85 euros (IVA incluido), han consistido en la restauración de la parte superior del quiosco y de todos los elementos decorativos. La actuación ha permitido rehacer toda la estructura interior de madera y se han puesto los elementos necesarios para evitar que el agua de la lluvia entre y pueda dañar. La intervención se ha completado con la renovación de las partes planas, no decoradas, que hacen de marco de las ventanas así como la aplicación a un tratamiento protector a todos los elementos de madera.

Antes de estos trabajos, el quiosco ya se restauró en 1992 y 2011. Ahora, una vez finalizada la nueva restauración, el Ayuntamiento regulará los usos de su entorno para garantizar su conservación.

Un elemento muy representativo del patrimonio local

El quiosco del Arpa es una obra del arquitecto Josep Firmado y Serramalera. Fecha de 1917 y es un elemento de interés patrimonial protegido por Plan especial urbanístico de protección del patrimonio histórico, arquitectónico, arqueológico, paleontológico, geológico y paisajístico de Manresa (PEUPM), con la categoría de Bien Cultural de Interés Local (BCIL) y nivel de protección integral.

De estilo modernista, el quiosco es un elemento muy representativo y reconocido por la ciudadanía de Manresa. Forma un conjunto armónico con la vivienda, también modernista, de la Buresa, situada en la misma plaza. Su tipología es propia de principios del siglo XX, momento en que las ciudades se embellecen fruto del desarrollo económico y burgués. Su diseño sigue muy sin rodeos el del quiosco del Anís del Mono, emplazado en la estación de Badalona, ​​proyectado por Josep Puig i Cadafalch.

documentos relacionados

  • imagen





Publicación original

Comienzan los trabajos de instalación del quiosco modernista del Arpa tras ser restaurado
Etiquetado en:                                        
× +info?
A %d blogueros les gusta esto: