8 propuestas para empezar un año marcado por la pandemia


8 propuestas para empezar un año marcado por la pandemia

8 propuestas para empezar un curso marcado por la pandemiaAcabamos de celebrar unas fiestas insólitas, extrañas, marcadas por expresiones como pandemia, aislamiento social, restricciones sanitarias, toque de queda … Palabras que aquí no hemos sentido en muchos abriles ya las que desgraciadamente nos estamos acostumbrando cada vez más. La Covidien-19 nos ha hecho radicar la Navidad, una época que cada año celebramos a saco de encuentros y reuniones, de compartir con familiares y amigos, de una modo completamente desconocida. Ahora, con el deje agridulce de estas fiestas que necesitábamos pero que quizá nos han hecho echar en falta otros abriles, recomenzamos la dinámica profesional y escolar sin un horizonte claro, con más dudas que certezas y abocados de nuevo a rutinas como el teletrabajo (cuando no la marcha de trabajo), las mascarillas y las restricciones diversas.

Ser conscientes de nuestras emociones y hacer una encargo adecuada será secreto para afrontar esta nueva etapa con una cierta tranquilidad emocional. Las soluciones mágicas no existen, pero sí podemos seguir unos consejos básicos que nos pueden ayudar:

  • Centrémonos en aquellas variables que dependen de uno / a mismo / a y no nos angustiamos por todo lo que queda fuera de nuestro inteligencia.
  • Dialogamos con nuestro yo interior y miramos de tranquilizarnos y de encontrar, en medio del trabajo y de las rutinas diarias, momentos para cuidarnos. Tarde o temprano, todo esto pasará, pero hasta que no pase, lo importante es cuidar de nosotros mismos y de las personas de nuestro entorno.
  • No dejemos producirse las oportunidades para disfrutar de la compañía de nuestro corro burbuja. En caso de que en nuestro entorno haya niños pequeños, debemos procurar transmitirles a ellos alegría y optimismo. Nuestros hijos e hijas percibirán todo lo que está pasando tal como nosotros lo vivamos.
  • A pesar de las restricciones, evitamos aislarnos, no descuidamos las relaciones sociales. Es muy positivo que seguimos aprovechando las oportunidades de interacción con los demás, aunque sea en grupos reducidos oa través de las pantallas, según lo vaya marcando la reglamento. No podemos olvidar que somos seres sociales.

8 propuestas para empezar un curso marcado por la pandemiaPero no sólo tenemos que mirar con destino a internamente. En una crisis de esta magnitud, es tan importante provenir el año cuidándonos como pensar en cuidar a los demás y el planeta, es proponer, tener en cuenta el presente y el futuro de las personas que nos rodean y las del mundo inconmovible. No podemos atañer a que, a pesar de deber quedado eclipsada por la crisis sanitaria, la emergencia climática continúa en pleno auge.

  • Consumimos con cordura y de modo responsable. Planificamos las comidas para no derrochar la comida, compramos productos de temporada y de proximidad.
  • Reducimos, reutilizamos y reciclamos. Utilizamos siempre que sea posible «las tres erres» para poner nuestro ántrax de arena en el crecimiento sostenible del planeta. Reducimos el consumo de residuos, especialmente plásticos, en los productos que compramos y en las bolsas y vamos a comprar con bolsas de tela o con envases reutilizables para producir el minúsculo de residuos posibles. Reparamos y reutilizamos productos que aún funcionan siempre que sea posible. Reciclamos correctamente los numerosos envoltorios que han generado los regalos de estas fiestas.
  • Hacemos nuestras compras al comercio de extrarradio. Aunque hay muchas tiendas cerradas estos días por las medidas de control de la pandemia que se han empezado a aplicar exacto luego de fiestas, cuando se abran estaremos en época de rebajas. Los tenderos y tenderas necesitan el apoyo del vecindario por las consecuencias económicas derivadas del obturación de los establecimientos durante el confinamiento y las diversas restricciones.
  • Mostramos nuestra solidaridad y empatía con aquellos que más lo necesitan. Hay muchas opciones para hacerlo en un mundo cada vez más desigual: participamos en campañas solidarias; damos los juguetes de otros abriles que ya no tienen espacio en casa pero que todavía están en buen estado a entidades sociales; llevamos un plato caliente o una cobertor a personas que vivan en la calle ahora que estamos en plena ola de frío; llamamos a abuelos y abuelas que sepamos que viven solos y que necesitan compañía.

Propuestas como éstas son sólo unas pocas pautas que podemos aplicar para tratar de afrontar esta época de incertidumbres con tranquilidad y compromiso con el entorno, Pero se podrían suscitar diferentes.

8 propuestas para empezar un curso marcado por la pandemiaLo importante es ser conscientes de que la situación irá a mejor tarde o temprano y que mientras tanto tenemos que hacer lo posible para cuidarnos y cuidar nuestro entorno.

En este sentido, la letras puede ser un buen expediente que nos ayude a dar respuesta a situaciones emocionalmente complejas. Libros como estos dos que os proponemos pueden ayudarnos a entender o aceptar algunas situaciones que están de plena hogaño:

  • “Hasta que podamos abrazarnos”, De Eoin Mclaughlin, es un exposición que nos presenta diferentes maneras de demostrar cómo preferimos sin menester de tocarnos: a través de una carta, tirando besarnos o sonrisas.

Estamos viviendo un periodo convulso y que ha sacudido los cimientos de muchas cosas que creíamos intocables, pero además una experiencia inédita que puede servir para recordarnos que la fortuna, más que nunca, se encuentra en las pequeñas cosas. Como dijo el filósofo y pedagogo John Dewey: «Una experiencia sin reflexión es justamente eso: una experiencia; pero no una oportunidad de aprendizaje «. Ojalá este periodo que nos ha tocado radicar nos haga reflexionar como individuos y como sociedad y podamos reconvertir, así, la angustia y el miedo en una oportunidad de crecimiento y de estudios.

Bet Bartrina, docente de cursos de ocio de la Fundación Pere Tarrés.
Verónica Bautista, directora del Departamento Pequeña Infancia de la Fundación Pere Tarrés.
Maria Elias, pedagoga y responsable académica del campo de acción de Animación Sociocultural y formadora de cursos de Ocio y Gestión cultural de la Fundación Pere Tarrés.
Isabel Torras, profesora de la Facultad de Educación Social y Trabajo Social Pere Tarrés-URL.

Fundación Pere Tarrés




Publicación diferente

8 propuestas para empezar un año marcado por la pandemia
× +info?
A %d blogueros les gusta esto: